Stranger of Sword City

7 Nota General
Jugabilidad: 8/10
Gráficos: 5/10
Diversión: 8/10

Dungeon RPG clásico por turnos | Los diseños | El sistema de combate

Que llegue en inglés | Gráficamente decepcionante

Pincha aquí para ver la Ficha

Título: Stranger of Sword City

Desarrolladora(s): Experience Inc.

Editor(es): Experience Inc.

Plataforma(s): Xbox One

Género(s): Dungeon RPG

Lanzamiento: 29 de Marzo de 2016

Idioma: Textos: Inglés, Voces: Japonés

Todos sabemos que Xbox One no está muy prodigada en títulos de corte japonés, pero de tanto en tanto llegan a la plataforma doméstica de Microsoft, proyectos de desarrolladoras japonesas. Uno de ellos es Stranger of Sword City.

¿Qué es Stranger of Sword City? Es un Dungeon RPG que ya salió en Xbox 360 y su desarrolladora, Experience.inc, ha decidido portearlo a diversas plataformas como pueden ser PC, PS Vita y Xbox One. La versión que nos ocupa es esta última, gracias a la autopublicación Stranger of Sword City ha salido en occidente tanto para USA como para Europa.

Historia y Jugabilidad

La historia de Stranger of Sword City nos lleva a nuestra época, nuestro protagonista viaja en avión y por circunstancias extrañas tiene un accidente. El avión queda varado en un lugar donde no se sabe nada. Nuestro protagonista despierta en lo que parece ser unas cloacas y con un anciano haciéndonos diversas preguntas.

En este mismo momento debemos de escoger nuestro avatar (no tiene ningun efecto en la historia), imagen para los combates y los menús, sexo, edad (fundamental para los puntos de vida) y clase (caballero, ninja, clérigo…). Una vez escogido todo eso y repartir los atributos como creamos convenientes nos metemos en plena faena. El anciano nos invita a seguirle por lugares extraños, el movimiento será como nos moveremos en las mazmorras del videojuego, en primera persona pudiendo visionar el mapa en una esquina superior de la pantalla.

Mientras avanzamos nos encontramos con caballeros muertos, una vez salimos de la mazmorra nos encontramos con que este anciano nos ha tendido una trampa y aparece un gigantesco monstruo, por suerte aparece una misteriosa chica y consigue derrotarlo.

Dejaremos aquí la historia para no seguir desvelándola. En general es interesante, no tiene grandes detalles y básicamente se trata de buscar la forma de salir de ese mundo, en el cual no somos los únicos que estamos atrapados.

La ambientación, música y sobre todo el diseño de los personajes hace que todo sea más llevadero. Tenemos que tener en cuenta que es un título de muy poco presupuesto, no existen cinemáticas mas que la de la introducción y poco mas. Nos moveremos por menús y los personajes hablarán de vez en cuando, soltando alguna palabra en japonés.

Todo esto gira en torno a la localización también del videojuego, pero de eso hablaremos en el apartado sonoro como siempre hacemos.

Si nos centramos en la jugabilidad, diríamos que es un Dungeon RPG con combates por turnos. Cuando comenzamos debemos de escoger dificultad Fácil o Normal. Esto es fundamental ya que si no estáis acostumbrados a estos tipos de juegos de rol, deberíais escoger la dificultad fácil, pues muchas veces los combates se harán difíciles, se muere con facilidad.

Si hablamos del sistema de combate es básico sin ningún añadido ni cambio, es muy clásico en ese sentido. En los combates escogeremos acciones y dependiendo de nuestra suerte/agilidad podremos realizar antes o después ataques o esquivarlos. Nada mas comenzar con nuestro protagonista, recibiremos un grupo de personajes que tienen características variadas como sus clases. Tenemos un ninja, un clérigo, mago o un caballero. Cada vez que un personaje suba de nivel según su clase podrá optar a aprender una habilidad o una magia. Las habilidades normalmente son para personajes físicos y las magias para los magos, estas habilidades no gastan PM mientras las magias como siempre sí gastan.

¿Qué de especial tiene Stranger of Sword City? Pues por ejemplo, los personajes si mueren debemos de asistir a la ciudad mas próxima para recuperarlos. Esto gastará puntos de vida, según su edad pueden tener entre 1 y 3. Si muere por ejemplo un clérigo de edad anciana (unos 50 años por ejemplo), morirá para siempre y no podremos revivirlo. Pero si muere nuestro ninja de 19 años de edad, tiene aín 2 puntos de vida, esto también tiene su beneficio ya que podremos recuperar estos puntos de vida. ¿La contra? Debe de estar 7 días del videojuego en el “Médico” por decirlo de alguna manera.

Otro de los puntos fuertes son los Linajes de los monstruos. Sirven para obtener puntos de sangre, para mejorar “mejoras divinas” de las 3 facciones del título. Estas habilidades o mejoras no darán un extra como recuperar 10% de vida en cada turno.

En líneas generales, quienes busquen algo de rol japonés más clásico, Stranger of Sword City es su videojuego. Tiene una larga duración, una dificultad bastante contundente y novedades interesantes como las que hemos citado anteriormente. Os animamos a que lo adquiráis si no tenéis problema con el idioma.

Graficos y Sonido

Si hablamos de la faceta gráfica podríamos decir que es bastante normal, no tiene alardes. Donde no destaca es en las mazmorras. Son bastante planas y rectas, apenas tienen texturas en HD si bien tienen algunos elementos en 3d como trampas o monstruos.

Donde quizás tenga algo importante es en el diseño de personajes, escenarios y monstruos. Además, han trabajado para tener dos diseños, el primero de Yoko Tsukamoto y el segundo de Okishiji.

Por otra parte, para el sonido tenemos un doblaje en japonés y textos en inglés. Al ser un título tan japonés autopublicado, es normal que llegue con esta localización.

Conclusiones finales

Stranger of Sword City es un videojuego que llega de una manera especial, cualquier fan del género y sobretodo de lo japonés, debería darle una oportunidad, sin contar con la localización en inglés. No tiene tecnicismos, pero tampoco es muy compleja. No vamos a olvidarnos que el título ha llegado con una demo de unas 8 horas de duración. Quien quiera probarlo puede hacerlo antes de comprarlo.

 

 

COMPARTE ESTE POST

  • Facebook
  • Twitter
  • Myspace
  • Google Buzz
Autor: José Joaquín Cabrera Ver todos los post de
0 comments