WWE 2K19

8 Nota General
Gráficos: 8/10
Jugabilidad: 8/10
Diversión: 8/10

Se siente y se juega como un programa de la WWE | La franquicia evoluciona y mejora año tras año | Visualmente roza un gran nivel | Completísimo en cuanto a personajes, modos y posibilidades

Que no seas fan del wrestling hace que te alejes de él | Ausencia de jugadores en el online | Pase de temporada en una franquicia anual, incomprensible

Pincha aquí para ver la Ficha

Título: WWE 2K19

Desarrolladora(s): YUKE’s Co., Ltd.

Editor(es): 2K

Plataforma(s): Xbox One, PlayStation 4 y PC

Género(s): Deportes

Lanzamiento: 9 de Octubre de 2018

Idioma: Textos: Español, Voces: Inglés

El wrestling es todo un fenómeno alrededor del mundo, especialmente si hablamos de territorio americano, por lo tanto, es comprensible que este entretenimiento se haya adaptado al mundo de los videojuegos a lo largo de su historia. En nuestro país el fervor que se produjo al emitir la WWE en abierto en canales como Telecinco y sobretodo en Cuatro a principios y finales de la década del 2000, consiguió que se creara una fiebre entorno a la WWE como no se ha vivido nunca en España. La lucha libre era una moda en la península como lo es hoy en día Fortnite, y era muy habitual salir a la calle y encontrarte a la chavalada con camisetas de luchadores como Batista, Triple H, Rey Misterio o John Cena y eso es algo que, por supuesto, fue beneficioso para los videojuegos al impulsar las ventas fuera del mercado norteamericano que era el claramente dominante hasta el momento; este incremento de las ventas nacionales se tradujo en que las nuevas entregas llegarían por fin localizados al castellano.

Pero hagamos una pequeña retrospectiva, y es que los videojuegos de wrestling han estado con nosotros desde casi el principio del sector con mayor o menor éxito y mejor o peor acierto. Pasando por Pro Wrestling en NES hasta WCW Mayhem en PlayStation o Nintendo 64, en su inicio no era una franquicia anual como a lo que estamos acostumbrados hoy en día, pero si este tipo de lanzamiento año tras año funciona con FIFA, Madden o NBA 2K no tendría que haber problemas en este caso.  Lo cierto es que este espectáculo televisivo no ha gozado nunca de la popularidad ni el éxito que han tenido dichas franquicias citadas, sin embargo, eso no le ha impedido pasar por muchas manos en los videojuegos y formarse su propia trayectoria. Antes de la compañía que nos ocupa, editoras de renombre como Acclaim o Electronic Arts trabajaron en entregas basadas en la marca WWE, pero fue THQ quien prácticamente reinó durante el mayor periodo de tiempo y en su mayor esplendor con sus títulos inicialmente conocidos como WWE Smackdown vs Raw y posteriormente solo como WWE, al expandirse la empresa más allá de los dos programas de televisión iniciales.

La cosa cambió cuando THQ entró en bancarrota a finales de 2012, y es que ni siquiera su última entrega de la franquicia WWE 13, consiguió salvar que esta importante third party tuviera que cerrar sus puertas y poner a subasta todas sus IPs. Es en este momento cuando entra en juego 2K Games, quienes ya habían demostrado y seguirían demostrando su buen hacer con la franquicia NBA 2K, los que se pondrían manos a la obra al adquirir los derechos del programa de la WWE y trabajar junto con la YUKE’s ahora disvinculada de THQ en lo que se conoce hoy en día como WWE 2K. La saga de 2K Games debutó con WWE 2K14 en PC, Xbox One y PlayStation 4 dejando claros ciertos cambios con la llegada de esta nueva editora, una mayor apuesta por el realismo en lugar de por el tono desenfadado y rápido al que nos había acostumbrado THQ en los combates y en general en juegos más cuidados en lo visual y más profundos en lo jugable que lo que habíamos visto hasta la fecha.

“Cuando coge el Makelele le da el telele”

Como venía diciendo la jugabilidad tan particular de esta franquicia ha ido dando importantes cambios a medida que 2K Games la tenía en su poder, dejando de lado el tono arcade de las entregas anteriores para hacer un juego mucho más técnico y en el que dependa más saber jugar que aporrear botones para acabar con el rival. Los controles son complejos de dominar, especialmente si nunca hemos jugado a ningún juego de la saga, de lo contrario y si ya estamos habituados nos daremos cuenta de que hay bastantes posibilidades en WWE 2K19, donde a cada juego que lanzan, más animaciones y cosas puedes hacer dentro o fuera de ring. Es un juego que se siente mucho más contextual y no te da la sensación de estar manejando a un muñeco de trapo dentro de un cuadrilátero, los combates gozan de un dinamismo a todos los niveles que hacen que cada juego sea cada vez más verosímil a la WWE, creando situaciones nunca vistas en un juego de esta franquicia y consiguiendo una tensión inaudita en esta serie al no saber qué puede ocurrir dentro de un ring. Es cierto que siguen ocurriendo cosas extrañas, con bugs o animaciones fuera de lugar, pero ni mucho menos está al nivel que estaba esta serie en manos de THQ, dando una sensación de ser una IP poco cuidada. El empeño de 2K Games en hacer un juego de unos niveles de producción AAA se hacen notar en todo el conjunto jugable.

La WWE ha conseguido más fuerza que nunca en 2K19, no sólo por todas las posibilidades que se nos ofrecen ahora a nivel de precisión en el control, sino también en cuanto a trasfondo del propio show. Creándose rivalidades entre los luchadores que afectan a cada combate, pudiendo ser asaltados en medio de un combate por una superestrella que nos tenía ganas y no nos va a dejar conseguir nuestro ansiado cinturón de campeón. Pero no todo son rivalidades, también hay espacio para las alianzas, forjar equipos como fueron en su día DX o Evolution son clave en un espectáculo como la WWE y esto hará que alguien intervenga para ayudar a su amigo en caso de peligro. Estas funciones podemos editarlas en todo momento desde la sección “Universo WWE”, convirtiendo al jugador en el director y gerente de todo el programa: estableciendo los combates que van a disputarse semanalmente, quien es bueno o quien es malo, moverlos de un programa (RAW o Smackdown) a otro, elegir quienes son los actuales campeones y un largo etcétera.

La ingente cantidad de contenido que maneja este WWE 2K19 es superlativa, uno de los aspectos positivos de que esta franquicia haya caído en manos de 2K Games es que cada entrega es más completa que la anterior y no tienes la sensación de que haya sido recortado contenido año tras año. Un claro ejemplo de ello es la cantidad de superestrellas y modos que contiene, más de 150 luchadores de todas las eras tanto de la WWF como de la WWE como The Rock, Batista, Stone Cold Steve Austin o Undertaker están presentes en este título, algunas desde el principio y otras tendremos que desbloquearlas de igual forma que ocurre con los rings emblemáticos como Wrestlemania o Royal Rumble del programa de televisión. Por supuesto el modo Exhibicion está presente como siempre, para disputar combates amateurs contra la IA u otros jugadores en la misma consola, clásicos modos como Steel Cage, Battle Royal, Tag Team han vuelto y esta vez con una ampliación con modos de hasta ocho jugadores en un mismo combate. No ha habido un juego de wrestling tan completo como este en cuanto a contenido y horas por delante.

Porque sí, WWE 2K19 también tiene modos online, uno de los aspectos que siempre ha sido criticadísimo por sus problemas y errores. Lo que hemos podido jugar no hemos encontrado problemas de latencia o lag desmedidos, todo lo contrario, por lo que parece han encontrado la fórmula de hacer un combate fluido y sin fisuras en el terreno online, donde muchos jugadores se aprovechaban de errores para hacerse con la victoria en entregas anteriores. De todas formas, no todo es perfecto, y es que encontrar partidas se convierte en toda una odisea, no sabemos si por ausencia de jugadores o por problema del propio matchmaking del juego, al no tener un sistema de salas como Mortal Kombat o Injustice no podemos retar ni formar lobby, sino que prácticamente todo se hace a parir de un buscador con el que podemos tirarnos media hora buscando partida para nada.

Una de las grandes novedades de esta entrega son las “Torres 2K”, una nueva modalidad inspirada en los clásicos modos arcade de los juegos de lucha o ya más directamente en las torres de la saga Mortal Kombat, donde tenemos que ir derrotando a una serie de rivales en cadena hasta solo quedar nosotros. Las torres 2K pueden variar en el tipo de combate dentro de una misma torre, por ejemplo, un 1vs1 simple u otro donde se permita el uso de armas, y también la dificultad que hayamos escogido son puntos muy a tener en cuenta. El reto está asegurado, y es que además las torres 2K tienen la peculiaridad de que la mayoría hay que completarlas del tirón, y muchos combates pueden irse a la media hora tranquilamente contando; cada torre cuenta con un mínimo de cinco superestrellas a batir. Por no hablar de que algunas de estas torres contienen el hándicap de que no recuperaremos nuestra salud entre combate y combate, haciendo de la estrategia el único camino posible para hacernos con el aplauso del público.

El modo “Mi Carrera”, que lleva mucho tiempo presente ya en WWE 2K y que comparte similitudes con el mismo modo de la saga NBA 2K, consiste en crearnos a nuestro propio luchador siguiendo un sencillo pero completísimo editor de personajes y vivir en nuestras carnes lo que implica ser una superestrella de este show. Este modo dividido en capítulos nos contará el debut de una superestrella desde que entra en NXT hasta su posterior despido y vuelta a la franquicia WWE. Al mismo tiempo que trata de abrirse camino en el complicado mundo del wrestling con los egos, las traiciones, mediciones de audiencia y exigentes niveles de popularidad que acompaña a cada combate. El personaje que hayamos creado evolucionará a lo largo de este modo historia en función de las decisiones que tomemos, tanto delante de las cámaras como tras ellas en las conversaciones y distintas situaciones que se nos planteen y que pueden alterar, aunque no demasiado, los acontecimientos que ocurran a continuación en cada programa. La decisión de 2K de haber creado un modo carrera más lineal y prefijado con cinemáticas resulta todo un acierto, y es que da la sensación de que estemos viviendo el progreso real de una superestrella de la WWE combinado con las típicas historias que se montan entren bambalinas, no es una sucesión de combates sin más como ocurría con este mismo modo en entregas anteriores. La mayoría de los combates nos ponen por delante unos objetivos a cumplir que tenemos que hacer sí o sí para avanzar en la historia, además hay combates opcionales que al cumplirlos conseguiremos experiencia. Una experiencia muy necesaria para mejorar a nuestro personaje ya que contamos de un árbol de habilidades con distintas ramas que nos desbloquearán unas cosas u otras, haciendo que nuestro personaje sea único, con sus pros y sus contras tanto en apariencia como en movimientos. Porque esa es otra, el editor potentísimo que ha sido habitual de toda la franquicia WWE mantiene en 2K19 todas las herramientas para poder crear nuestra propia apariencia, entrada, moveset del luchador e incluso aspectos más secundarios como rings o clips, y es que todo el contenido creado con el editor del juego se puede subir o descargar quedando todo para el disfrute del resto de jugadores.

Para último aspecto jugable está el modo 2K Showcase, que se está convirtiendo ya en un habitual meterlo año tras año, lo cual es muy bueno que siga siendo asi. Desde WWE 2K16 que fue incluido por primera vez con ese repaso a la carrera de Stone Cold Steve Austin, este año 2K Showcase se centra en Daniel Bryan, una de las superestrellas más populares del panorama actual de la WWE. ¿En qué consiste 2K Showcase? Pues son una serie de combates históricos que muestran el inicio de la superestrella hasta nuestros días, recuerda mucho al modo “Mi Carrera” que decíamos arriba en planteamiento, pero más que un vive tu propia aventura consiste en empaparse con entrevistas y escenas sacadas del propio programa para conocer mejor al luchador en cuestión. Para los fans de la WWE es el mayor regalo que podía hacerse, material ya conocido e inédito de programa se incluye año tras año en esta modalidad.

En cuanto a producción WWE 2K19 es también una de las entregas más sólida de la franquicia, gráficamente estamos ante un juego donde las superestrellas lucen como nunca, con unos modelados plagados de detalle: el sudor, los golpes o las expresiones están al orden de lo que ocurre en el cuadrilátero. La versión para Xbox One X, que estamos ante la primera entrega Enhanced de la franquicia, es todo un portento y se nota la inversión por parte de 2K en el aspecto gráfico del juego. Es cierto que el motor gráfico ha sido reutilizado mucho, y que hay apartados como el público que podrían estar más cuidados, pero no empañan ese nivel de detalle y de animaciones fluida que han logrado llevar a cabo este año para recrear la viveza del espectáculo. Por parte del sonido una de cal y una de arena, muchas superestrellas cuentan con las voces originales y los comentaristas están en inglés, lo cual es comprensible, pero el repertorio de temas si bien nos ha dejado una sensación genial al mantener todas las canciones licenciadas durante las entradas de cada luchador, en cuanto a la música de los menús se nota que 2K ha preferido no invertir en este terreno al repetirse una y otra vez dos o tres canciones.

“Si no le gusta mi canto, como he venido, me voy”

La franquicia WWE sigue en plena forma gracias a WWE 2K19, el escaso éxito comercial fuera de tierras americanas no impide que su editora ponga año tras año toda la carne en el asador para sacar un título muy pulido al que los fans que rodea este entretenimiento televisivo le sacarán todo el jugo. Esta licencia no ha podido caer en mejores manos, y es que nunca ha habido un juego de wrestling que luzca y se juegue de forma tan espectacular como este que nos ocupa.

Estamos ante un juego notable, no exento de carencias o de aspectos que deban ser pulidos fruto de una serie anual como FIFA o NBA, pero sólido en su conjunto, con un porrón de horas por delante si disfrutas de la WWE y que se nota el interés por reflejar lo que ocurre tanto delante como detrás de la pantalla. Es una pena que el modo online en nuestro territorio sea una auténtica odisea encontrar partida o que 2K Games siga apostando por un pase de temporada a todas luces injustificable cuando ese contenido lo verás en el título del año que viene.

COMPARTE ESTE POST

  • Facebook
  • Twitter
  • Myspace
  • Google Buzz
Autor: Eplekfo Ver todos los post de
0 comments